1 de abr de 2011

Maraton de Tokyo 2011

En Febrero de este año se corrió nuevamente la Maraton de Tokyo y pudimos participar, yo corriendo los 10km y Feli los 42km. La preparación para la maraton fue difícil, Feli pasó mañanas corriendo antes del trabajo y fines de semana destinados a los entrenamientos más largos. Por mi lado, me quedé entrenando para los 10km, tarea que no fue tan fácil porque a mi no me gustaba correr! pero como una amiga dijo ¨Hay que acompañar!"; claro que ahora mi cuerpo soltó suficientes endorfinas como para atraparme en este mundito de la corrida y ya quiero hacer una media maraton...

El día de la maratón nos levantamos tempranito, desayunamos bien y tuvimos mucha suerte que el clima nos ayudó. A pesar de ser invierno, fue un día soleado y la temperatura rondó en los 18 grados! Me acuerdo que ese mismo día el año pasado, había hecho mucho frió y llovió casi todo el tiempo (zafamos!).  Cuando llegamos al lugar, había unos  35.000 participantes: algunos elongando, otros llevando sus mochilas a los camiones para que nos fuera entregada a la llegada, otros hacían fila en frente a los cientos de baños químicos y otros esperaban pacientemente para sacarse una foto con los fotógrafos oficiales.

Nos fuimos a nuestra ubicación yo tenía la letra K y eramos el último grupo, Feli tenía la letra J. Ahí nos tocó esperar como una hora y para el momento de la largada ya necesitaba ir al baño de nuevo! yo y unos cientos más, claro esta! la fila del baño era enormeeee y me perdí como 13 minutos esperando. Los peores eran los hombre! Se ve que no están acostumbrados a usar esas calzas apretadas y tardaban tanto que los cronometré! Las mujeres demoraban unos 40 segundos y los hombres más de un minuto! Acaso no se daban cuenta de que los minutos pasaban !! Me agarró la desaparición porque salí entre los primeros de mi grupo y quedé al final...  Pero como no hay mal que por bien no venga, al kilómetro 3 o 4 me encontré con Feli y corrimos juntos casi hasta el final de mis 10k.

En los primeros kilómetros lo que más veíamos eran ponjitas sacándose fotos y hablando por teléfono. También nos encontramos con mucha gente disfrazada, con ropas bastante incómodas y calurosas. En principio, yo pensé que iban a correr los primos 10k pero para mi sorpresa me los encontré en la línea de llagada mientras esperaba por Feli. Realmente, no sé como hicieron para correr con esas ropas!

Llegué con la lengua afuera, roja como un tomate, tomé agua, busqué mi mochila y me fui a Ginza a sacar fotos de los chicos. Fabrizio, un amigo de Feli, pasó tan rápido que no llegué a sacarle una foto y como estaba escuchando música ni mi super grito escuchó. Lo único que logré fue asustar a las señoras de alrededor! Después pasó Feli y a él si conseguí sacarle una foto. Después me fui a otro punto para volver a encontrarme con él pero lo perdí en el intento y junto con él perdí mi batería de celular... pero antes logré sacar unas fotos de algunos personajes Tokyotas!

Gracias a mis limitadas habilidades lingüísticas logré comunicarme con algunos japoneses muy amables que me prestaron su teléfono para llamar al celular de los chicos y volver a casa juntos o por lo menos con lo que quedaba de ellos!

Nenhum comentário:

Postar um comentário